Icono de búsqueda

Deformidades, infestaciones de parásitos y altas tasas de mortalidad: el lado oscuro de la industria del salmón escocés expuesto en una nueva investigación encubierta

News Section Icon Publicado 23/03/2021

La mayor investigación sobre la industria del salmón escocés revela sufrimiento a gran escala y en toda la industria, infracciones en la legislación de bienestar animal y tasas de mortalidad impactantes. La investigación encubierta y el informe adjunto titulado “Jaulas submarinas, parásitos y peces muertos: Por qué es imprescindible una moratoria en la expansión de la salmonicultura escocesa”, publicado hoy por una red global de ONGs en 30 países y liderado por la organización benéfica para el bienestar de los animales de granja Compassion in World Farming, descubre la triste realidad de muchos peces criados en jaulas marinas que producen el mundialmente famoso salmón escocés.
 
Escocia es el tercer productor mundial de salmón atlántico de granja (aproximadamente 38 millones de peces producidos en 2019), con exportaciones a más de 50 países, y el gobierno escocés apoya planes para una expansión masiva de la industria para 2030. Más del 96% de la producción de salmón escocés se lleva a cabo por cinco empresas: Cooke Aquaculture, Grieg Seafood, Mowi, Scottish Sea Farms y The Scottish Salmon Company. Entre septiembre y noviembre de 2020, Compassion investigó 22 granjas en total con tecnología de drones y, en 6 granjas, se utilizaron buzos submarinos. En varias de estas granjas, los investigadores encontraron infestaciones graves de piojos de mar y altos niveles de mortalidad.
 
Los investigadores también encontraron peces hacinados en jaulas submarinas estériles, donde estos animales, que en la naturaleza migran miles de kilómetros, no tienen nada que hacer más que nadar sin rumbo fijo en condiciones de hacinamiento por un período de tiempo de hasta 2 años. Estos animales sufren hasta tal punto que hasta una cuarta parte morirá incluso antes de llegar al momento del sacrificio.
 
“El salmón está sufriendo silenciosamente, fuera de la vista, en crueles granjas industriales submarinas en toda Escocia. Incluso los investigadores, que cuentan con mucha experiencia, se sorprendieron por lo que encontraron”, dijo la Dra. Elena Lara, Responsable de Investigación para el Bienestar de los Peces en Compassion in World Farming. “Las imágenes revelan salmones con deformidades y enfermedades, ojos perdidos y salmones con parásitos comiendo de su piel. Esto es completamente inaceptable".
 
“Los salmones son seres sensibles, no deberían estar sometidos a un sufrimiento tan terrible. Existe un fallo en toda la industria para proteger a estos animales, y esto debe cambiar. Necesitamos detener de inmediato la continua expansión de la cría de salmón en Escocia”.
 
Los piojos de mar son parásitos que se alimentan de la piel, la sangre y las mucosas de peces como el salmón. Su número ha crecido junto con la expansión de la industria del salmón, que aún no ha desarrollado un método de tratamiento o prevención eficaz, que sea adecuado para el bienestar y respetuoso con el medio ambiente. Los métodos que la industria ha desarrollado en un intento por librar a los peces de los piojos de mar, incluidos los baños químicos con sustancias irritantes y la exposición a agua caliente (tratamientos térmicos contra los piojos), son crueles e ineficaces. En consecuencia, muchos peces mueren.
 
La cría de salmón no solo es inadecuada para el bienestar animal, sino que también perjudica el medio ambiente. Los residuos orgánicos y químicos de las piscifactorías de salmón escocesas están cambiando la composición química de los sedimentos y, en consecuencia, acabando con la vida del fondo marino. Además, los residuos de las piscifactorías pueden dar lugar a una mala calidad del agua y a la proliferación de algas nocivas. Los medicamentos y productos químicos, como antibióticos e insecticidas, también se liberan al medio ambiente, y se sabe que muchos de estos últimos son tóxicos para los peces y otros organismos marinos, así como para las aves y los mamíferos. Además, la cría de peces carnívoros, como el salmón, es responsable de gran parte de la pesca industrial de nuestros océanos. Millones de toneladas de peces capturados en el mar se reducen a harina y aceite de pescado para alimentar a los peces en granjas intensivas.
 
“Dados los numerosos problemas ambientales y de bienestar dentro de la industria del salmón escocés, los planes de expansión son completamente irresponsables”, dijo el Dr. Krzysztof Wojtas, Jefe de Política Pesquera de Compassion in World Farming.
 
“Hacemos un llamamiento al gobierno escocés para una moratoria sobre la expansión de la industria del salmón escocés. Confinar especies carnívoras en jaulas submarinas y agotar nuestros océanos de peces salvajes para alimentar peces de granja es una auténtica locura. En definitiva, cuestionamos directamente si la cría de peces carnívoros migratorios esencialmente salvajes, como el salmón, tienen algún lugar en un sistema alimentario compasivo y sostenible."
 
La industria del cultivo de salmón escocés está plagada de problemas de bienestar y graves problemas ambientales. Con los niveles de producción actuales, las infestaciones por piojos de mar y las enfermedades están fuera de control, lo que provoca que los peces sufran a una escala alarmante y amenacen a las poblaciones de peces salvajes. Compassion ha lanzado una carta abierta al gobierno escocés, pidiendo urgentemente una moratoria en la expansión de la industria, con el fin de eliminar progresivamente el cultivo intensivo de salmón.
 

Notas a los editores

  • Imágenes y vídeo de la investigación para medios se facilitan bajo demanda.
  • Un resumen del informe en español puede leerse aquí.
  • El informe completo en inglés está disponible aquí.
  • La investigación se llevó a cabo en 22 granjas con imágenes recopiladas en varias de estas granjas en Escocia entre septiembre y noviembre de 2020.
  • Al revisar las imágenes, los investigadores encontraron que en una de las granjas propiedad de “Scottish Sea Farms”, una proporción considerable de los peces parecía estar en un estado extremadamente deficiente. Se observaron problemas muy significativos de bienestar en toda la granja: daños por piojos, crecimiento de algas en heridas abiertas, daños en las branquias, daños en las aletas, cabeza sin piel, abrasiones y lesiones y daños en la boca. A algunos peces les faltaban ojos y les faltaban trozos del cuerpo. Compassion informó de inmediato de estos hallazgos a la Agencia de Sanidad Animal y Vegetal, estimando que estos hallazgos violan la Ley de Bienestar y Salud Animal (Escocia) de 2006.
Otros hallazgos incluyeron:
  • En dos granjas de “Mowi Scotland”, se filmaron salmones en estado letárgico esforzándose para poder respirar en agua sucia. También se advirtió un salmón con deformidad de la columna y muchos con lesiones y piojos. Se encontraron peces limpiadores con piojos y algas que crecían en las heridas abiertas, además de que se dejaban peces muertos flotando en las jaulas.
  • En una granja de “The Scottish Salmon Company”: se filmó un bote hidrolizador (tratamiento para los piojos de mar) en acción, realizando controles de piojos en salmones tratados antes de arrojarlos de nuevo al agua. Además, se encontraron peces que estaban sustancialmente dañados, con daños en las aletas y cabezas sin piel. El agua dentro y alrededor de la jaula era marrón y turbia.
  • En la granja de “Scottish Sea Farms”: nuestro investigador también encontró problemas en los peces limpiadores incluyendo piojos, algas que crecían en heridas y daños por hongos. Se filmaron barcos sacando grandes cantidades de peces muertos de las jaulas.
  • En una granja de “Grieg Seafood”: los principales problemas de bienestar incluyeron daños causados ​​por piojos que se comen la piel y el cuerpo del salmón, daños en las aletas y branquias, algas que crecen en las heridas de los peces, abrasiones y lesiones, además de infecciones y daños en la boca. Los investigadores también filmaron imágenes del uso de peróxido de hidrógeno en los peces, lo que sugiere un problema de piojos de mar, y contenedores llenos de peces muertos.
  • En una granja de “Cooke Aquaculture”: se filmaron grandes cantidades de peces muertos flotando en las jaulas y peces limpiadores siendo utilizados en las jaulas.
  • Nuestros investigadores también encontraron contenedores de basura llenos de peces muertos expuestos a la fauna salvaje, lo que posiblemente representa un riesgo de bioseguridad.
El informe revisa las principales preocupaciones ambientales y de bienestar que tiene lugar en las granjas de salmón escocesas en la actualidad. Compassion in World Farming está haciendo un llamamiento al gobierno escocés para una moratoria sobre la expansión de la industria del salmón escocés con el fin de eliminar progresivamente el cultivo intensivo de salmón.
  • El salmón de las piscifactorías escocesas debe estar protegido por la siguiente legislación:
    o Ley de Bienestar y Salud Animal (Escocia) de 2006
    o Reglamento de 2006 sobre el bienestar de los animales (transporte) (Escocia)
    o Reglamento sobre sanidad de los animales acuáticos (Escocia) de 2009
    o Ley de Acuicultura y Pesca (Escocia) de 2013
  • La Ley de Bienestar y Salud Animal (Escocia) de 2006 impone a los responsables de cualquier vertebrado el deber de cuidar a los animales para promover su bienestar y prevenir su sufrimiento. Eso significa velar por su bienestar físico y mental y brindarles un entorno adecuado que fomente el comportamiento natural, proporcionándoles una dieta adecuada y protegiéndolos del dolor, las lesiones y las enfermedades.
  • El cultivo de salmón escocés infringe la legislación sobre bienestar animal de las siguientes formas:
    o Causa estrés y aumenta la exposición a enfermedades y parásitos.
    o Pone al salmón en riesgo de lesiones físicas por manipulación, contacto con maquinaria, agresión y depredación.
    o Evita comportamientos naturales como emprender migraciones de larga distancia.
    o Les obliga a vivir en ambientes con mala calidad del agua y niveles reducidos de oxígeno.
    o Somete al salmón a tratamientos térmicos e hidrolizadores (tratamiento para el piojo de mar)  que los exponen intencionalmente a temperaturas que se sabe que les causan dolor y estrés, y procesos que se sabe que causan lesiones físicas y la muerte.
Globe

Estás utilizando un navegador obsoleto no soportado por nuestra web. Actualiza tu navegador para mejorar la experiencia de navegación y seguridad.

Si tienes más preguntas con respecto a éste, o cualquier otro asunto, contacta con nosotros en contacto@ciwf.es. Nuestro objetivo es responder a todas las consultas dentro de dos días hábiles. Sin embargo, debido al alto volumen de correspondencia que recibimos, en ocasiones puede llevar un poco más de tiempo. Por favor, ten paciencia con nosotros si este es el caso. Alternativamente, si tu consulta es urgente, puedes ponerte en contacto con nosotros en el teléfono +34 659 100 585 (L a V de 9h a 17h)